patinete electrico peugeot

Lo último de Peugeot no es un coche, es un patinete

La industria del automóvíl está cambiando, cada vez incitan a coger menos el coche. Por ejemplo, lo último de Peugeot es un patinete, eléctrico, eso sí, pero un patinete al fin y al cabo.
Esta tendencia de extrapolar la identidad de marca a otro tipo de objetos lleva practicándose algunos años. Casi siempre se realiza colaborando con otra marca bien posicionado en el sector con el que se quieren asociar. Por ejemplo, ha habido múltiples casos de marcas de coches que se asocian a marcas de moda. Pero lo que es realmente una moda es que las marcas de coches te inciten a compartir coche, a usar la bici, o incluso el patinete como hace ahora Peugeot. Es decir a depender menos del coche que es de lo que ellos viven, o vivían. Está claro que también son campañas de imagen, donde el concepto primordial es el de la movilidad (da igual cómo lo hagas, lo importante es que te muevas más rápido en la ciudad, y mucho mejor si no contaminas). Pero también puede ser que la industria del automóvil quiera ampliar su gama de productos con ofertas más asequibles, igual que hizo la industria de la moda de alta costura cuando comenzó a vender cosmética y gafas. Es decir, no me puede compra un vestido de Dior, pero puedo comprarme un pintalabios de la marca. O no me puedo comprar un coche Peugeot, pero puedo comprarme un patinete. De hecho, Peugeot ya comercializa también bicicletas y scooters de 2 y 3 ruedas.

Sea lo que fuere, el caso es que ya tenemos aquí el patinete eléctrico de Peugeot. Un vehículo ultrapeglable y ligero de solo 8 kilos que alcanza los 25 kilómetros hora durante 12 kilómetros.

Para su desarrollo Peugeot ha colaborado con Micro, empresa suiza especializada en el sector del patinete desde hace 20 años. Al hijo de ambas marcas le han bautizado con el nombre de e-Kick. Estas son algunas de sus características:

- Dispositivo de asistencia eléctrica “Motion Control”, desarrollado por Micro. Perfectamente integrado a la plataforma (batería de iones de litio) y a la rueda trasera (motor), optimiza la asistencia en función de los movimientos del usuario, ofreciendo una autonomía de 12 kilómetros. Permite desplazamientos con velocidades de hasta 25 Km/h. Para una mayor seguridad, incorpora además del freno clásico, un freno motor que, además, recarga la batería.

- Un manillar, creado por el Peugeot Design Lab, que conjuga estética y sentido práctico. Sus mecanismos permiten un plegado fácil en unos segundos, además de permitir su transporte utilizando la rueda delantera, para que no sea necesario cargar con el e-Kick.

- Una “dockstation” permitirá guardar el e-Kick en el maletero del nuevo SUV Peugeot 3008, además de asegurar la recarga de la batería en cuanto el vehículo se ponga en marcha. Fuera del 3008, el dispositivo puede recargarse en aproximadamente una hora, con una toma de corriente clásica. El patinete tiene una fecha de salida al mercado comprendida dentro del último trimestre de 2016, en consonancia con las fechas que se barajan para el inicio de comercialización del SUV 3008.

Como esto se extienda, creo que un buen negocio será la creación de escuelas de patinaje, sino llegaremos todos fracturados al trabajo. También se planteará un nuevo debate, ¿por dónde tienen que circular estos vehículos por la ciudad? Si esto sucede en breve habrá que replantearse el urbanismo de la ciudad para que todo el mundo tenga sus canales para circular. Habrá que levantar todo el asfalto y hacerlo todo de nuevo. No está mal. Esto también crearía miles de puestos de trabajo.

——————————
http://www.peugeot.es/
——————————

patinete electrico peugeot